Reseña: Los agujeros de las termitas

Madrid es un gigantesco termitero donde los héroes más grandes son a veces las personas más insignificantes.


Qué lindo insecto, ¿verdad?
BÁSICO

Título: Los agujeros de las termitas.
Editorial: Hermenaute.
Autor: Jesús Gordillo.

EDICIÓN

Formato: Tapa blanda
Nº de páginas: 306.
Año de edición: 2015.
Precio de compra: 17,90€.
(Puedes adquirirlo aquí)

PUNTUACIÓN: 4/5 



"Un thriller urbano diferente, un certero retrato de los bajos fondos. El descubrimiento de la imagen de una Vírgen tallada en madera en pleno centro de Madrid es el desencadenante de una sórdida trama relacionada con las altas esferas del ejército y un secreto oculto que se remonta a los tiempos de la Guerra Civil española".

Con esta sugerente sinopsis se nos presenta Los agujeros de las termitas, la segunda novela en solitario de Jesús Gordillo, autor de Mustang y colaborador en la antología Momias y embalsamados, también de Hermenaute.

La portada es sencilla y directa: la silueta de una termita sobre fondo gris, que recuerda al metal y al hormigón. Ya os podéis ir acostumbrando, porque si hay algo que destaque en esta obra es que llama a las cosas por su nombre, sin eufemismos y pijadas.

Se trata de una novela de entretenimiento, si bien la editorial la clasifica como narrativa actual. Por mi parte me abstengo de intentar encasillarla en uno o varios géneros. Y es que realmente no importa, en cuanto aparezcan los personajes vas a dejar de prestarle atención a ese tipo de detalles.

Jesús Gordillo ha escogido a lo más selecto de la sociedad madrileña para que acompañen al lector a lo largo de este periplo por los bajos fondos. ¿Queréis que os los presente?

Amadeo: Genio y figura. Acabado de salir del penal.
Zuno: El combativo. Un inmigrante sin papeles.
Sara: La sofisticada. La carterista que sueña con un billete de tren.

Un trío interesante, ¿verdad? Pues este grupo está destinado a hacer el descubrimiento más importante de su época. Y no solo eso: también van a vérselas con la comparsa de Generalísimo (Sí, es un libro ambientado en la Guerra Civil, pero os juro que no se hace ni pesado ni manido).

No, en serio, que el periodo histórico no os eche para atrás, porque no es el centro de la historia, sino el esqueleto, y personalmente he de decir que el uso que le ha dado el autor es, cuanto menos, innovador.

Si hay algo que destaca en la forma de narrar de Gordillo es el efecto-esponja. Cuando quieras darte cuenta, este libro se habrá comido tu tiempo libre. Se lee rápido, te ambienta deprisa, y te marca desde las primeras líneas.

Ahora, también advierto que la dureza de la realidad que se narra es palpable. Jesús Gordillo consigue que sientas y sufras cada desgracia que les acontece a sus personajes, que lejos de la pena o la lástima, lo que inspiran es curiosidad. Son tan vívidos que hasta parecen reales (y quizás lo son, pero para poder juzgar eso tenéis que leeros el libro antes ^^).

La combinación es buena: misterio y cierta fantasía en una novela contundente y de rápida digestión. Aunque no seáis asiduos al género, merece mucho la pena echarle un ojo (podéis leer el prólogo o el primer capítulo en la web de Hermenaute). 

Venga, para que no dé pereza buscarlo, aquí la lista de librerías donde lo podéis encontrar.

Ah, y antes de despedir un consejo: que en los bares se fíe puede evitarte algún que otro sangriento percance ^^'

¡Nos leemos!


No hay comentarios:

Publicar un comentario