Reseña: Lobo contra Perro


¿Hasta qué punto te excusa el honor?


Portada de estilo nipón
BÁSICO

Título: Lobo contra perro
Editorial: Ronin Literario
Autor/es: Raquel Mayorga

EDICIÓN

Formato: Rústica
Nº de páginas: 196
Año de edición: 2016
Precio de compra: 12€
(Puedes adquirirlo aquí)

PUNTUACIÓN: 5/5 

Lo que empezó en digital como una Serie Literaria de la editorial Ronin Literario llega ahora convertida al formato físico, con un tamaño muy muy portátil y una edición cuidada.

Con esta trepidante aventura, la editorial saca a la luz su primer chambara en papel. 

Para quien no lo sepa, un chambara es el nombre por el que se conoce al género cinematográfico de ficción samurái. Y como no podía ser de otro modo, es el ritmo propio del cine el que impregna la totalidad de la novela.

Raquel Mayorga nos sumerge desde las primeras páginas en la no tan idílica realidad del Japón feudal, huyendo de cualquier tópico: aquí no hay combates bajo los cerezos, solo el crudo e implacable invierno (de hecho, las únicas flores que aparecen en la novela, no querréis verlas ni en sueños...).

Cualquier excusa es buena para llevar kimono

La historia da inicio en la corte del shogun, el gran señor de Nihon, quien encarga a los fieles samuráis del Clan Somekawa (conocidos como Inu, perro), la "heroica" misión de traele en el plazo de siete días un maravilloso objeto que los monjes del templo de Ginkagami guardan con celo.

Siguiendo los desvaríos del shogun, Somekawa Renka se lanzará a cumplir con la misión, pero los monjes no van a entregar su tesoro sin resistencia, y mientras la nieve empieza a caer, una oscura sombra se cierne sobre el templo.


¿A que ya tenéis ganas de devorarla? Bien, pues cuando os diga que, tras la lectura, os podrían dar un máster en cultura japonesa y vocabulario, vais a salir en estampida a la librería.

Y es que una de los mayores atractivos del libro es su respeto por el vocabulario: Raquel no ha occidentalizado su obra, sino que consigue que el lector comprenda y asimile los conceptos que van apareciendo, aún si éste no está familiarizado con la ambientación.


Como de éstos aspectos ya habló Cuervo-san la semana pasada, yo voy a centrarme en analizar el breve (pero intenso) elenco de personajes, concretamente a los dos que llevan la voz cantante.


Somekawa Renka, el Perro


Renka es el orgulloso hijo del gran Fudo, jefe del clan Somekawa. Es un hombre joven y ambicioso, y será él quien lidere la misión hacia el templo de Ginkagami.

Este joven samurái está convencido de que es su deber servir al shogun y obedecer sus órdenes (aunque el pobre hombre esté loco de atar) a cualquier coste. 

Además, Renka es un hombre de éxito, ya que consigue tener tras de sí al único personaje femenino de la historia: una bella mujer de largos cabellos, cuello de cisne y sonrisa cautivadora que no lo deja solo ni a sol ni a sombra (te quejarás, eh, perrito...).

Haku, el Lobo


Haku es un antiguo guerrero retirado que lleva dos décadas llevando una vida de retiro como monje en el templo de Ginkagami. La misión de los perros del shogun lo obligarán a reencontrarse con su pasado.

Al igual que Renka, tiene en alta consideración el valor de la palabra dada, y será éste su motor de acción a lo largo de la novela: una promesa hecha.

Además, y como reveló la autora durante la presentación del libro en Barcelona, Haku existe. Raquel confesó haberse inspirado en su perro, el lobo que siempre la acompaña, para delinear a este personaje.

Raquel Mayorga durante la presentación en Barcelona

Y es que ese es otro de los grandes puntazos de la historia; la autora tiene un profundo conocimiento sobre conductas animales, lo que le permite describir de forma fidedigna y exacta escenas que involucren a seres no-humanos como parte activa.

La impresionante tarea de documentación, sumada al perfecto dominio de un estilo de escritura suave pero constante hacen de Lobo contra perro una novela que te absorbe desde las primeras páginas.

Neyra-sama lo avala como lectura para toda la familia

Os lo garantizo, no vais a poder dejar de leer. Y cuando cerréis el libro, solo una pregunta permanecerá dando saltos por vuestra mente: ¿soy lobo o perro? 

Acostumbraos, no vais a encontrar la respuesta hasta dentro de muchos años, pues Raquel se ha encargado bien de hacer tan humanos a sus protagonistas, que es imposible elegir: ambos retratan lo mejor y lo peor de la condición humana.


Resumiendo: combates a ritmo de katana bajo el implacable invierno de las montañas, un objeto místico, un poder oscuro y dos hombres enfrentados por una misma razón. ¿Qué más tengo que deciros para convenceros? 

Ah, sí: que podéis leer la primera parte totalmente gratis desde aquí.


¡Nos leemos! ^^

2 comentarios:

  1. Magnífica reseña. La tuya y la mía se complementan a la perfección, tanto que voy a editar la mía para incluir la tuya en un enlacito.

    Con lo de "Cuervo-san" me has recordado que Mai, mi gran compañera de aventuras, a veces me llama "Cuervo-kun".

    Ayer en la firma de David B. Gil en la Feria del Libro descubrí que este autor tiene una novela ambientada en Japón llamada 'El guerrero a la sombra del cerezo'. Uno de sus lectores me la vendió genial y ahora yo te la cuento a ti. Me dijo David que pronto saldrá en papel con la editorial Suma, pero en Amazon está en kindle por 3€. Ahí dejo el dato.

    Nos leemos, compañera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues muchas gracias por enlazar, mientras la escribía traté de que no se pisaran, así que me alegro que el resultado te guste.

      Sobre la novela, me apunto el título y esperaré a que salga en papel, porque leer en digital sin tener tablet ni lector ebook se me hace muy incómodo (y porque así la circulo entre amigos). Muchas gracias por descubrírmela, porque no la conocía ^^

      Eliminar